Es En Jp

mis otros blogs

Blog-sportlife

patrocinadores

PONDREMOS EL MUNDO PATAS ARRIBA

Analizando las mínimas del mundial de atletismo

Ayer escribí personalmente a un miembro del IPC y les comuniqué el total desacuerdo que muchos atletas mostramos ante la nueva política del Comité Paralímpico Internacional…


…que no hace más que eliminar eventos del calendario atlético, de hecho, en los próximos mundiales a celebrarse en Enero del 2011 en Nueva Zelanda habrán muchos eventos de numerosas categorías que no se celebrarán y que atentarán contra un principio básico que no es otro que el de la práctica deportiva en su total diversidad , es decir, todos tenemos derecho a competir desde los 100m a la maratón, desde el salto de longitud a la altura, desde el lanzamiento de peso al de martillo y si dicho campeonato debe tener treinta pruebas de cien metros, dado la gran variedad de categorías que existe en el atletismo para personas con discapacidad y definidas en función del grado de potencial motor de cada individuo, pues se hacen treinta cienes y punto, de lo contrario se atenta a dicho principio de diversidad y creo que un estamento como el IPC que debe velar por todos y cada uno de los atletas con discapacidad desde los más severos a los menos afectados no puede permitirse dicha licencia.

?

Ahora hagamos un breve repaso a las mínimas de participación que el IPC ha establecido para participar en dicho mundial y que si no se vuelven a revisar, algunas pruebas van a parecer verdaderos desiertos con muy pocos participantes y no debido a la lejanía de Nueva Zelanda y al poco número de párticipantes que las delegaciones más lejanas de Oceanía llevarán, dado el elevado coste de los pasajes, sino por la exigencia que muchas mínimas tienen, pero para ser imparcial he realizado dicha comparativa con las mínimas que exigió la Federación Internacional de atletismo (IAAF) para la participación de los atletas en los pasados mundiales, celebrados el pasado verano en Berlín.

Estos son algunos ejemplos que he encontrado relevantes:
Clase T51/52 femenina en los 800m cuya mínima de participación A es de 2´50´´ y B de 3´50´´ y si comparamos con el récord mundial de dicha clase T-51 4´11´´47 nos encontramos con la paradoja de que dichas atletas para participar en el mundial, deberían batir su récord mundial en algo más de 21 segundos, pero para contrastar dicha información con las exigencias de la IAAF, observamos que la mínima B para asistir al mundial de Berlín en la prueba de 800m femenino fue de 2´01´´30, lejos del récord mundial de Kratochvilova y algo que denota que si la IAAF hubiese seguido los mismos criterios de exigencia que el IPC ni la mismísima Caster Semenya (campeona mundial en Berlín), hubiese participado, a no ser que hubiese batido el récord de la todopoderosa Jarmila Kratochvilova 1´53´´28.

Algo similar ocurre con los 5000m categoría T-51/T52 masculina, donde la mínima de participación B 16´30´´, obligaría a los atletas tetrapléjicos más afectados (T-51), pulverizar el récord del australiano Fabian Blattman (16´46´´) si tienen previsto clasificarse para el mundial. Imaginen por un momento que Kenenisa Bekele o cualquiera de sus adversarios (Lagat, Sihine,…) tuviese que bajar de nuevo los fabulosos 12´37´´ para participar en el mundial, claro que la IAAF para Berlín delimitó topes de participación en 13´20´´ y 13´29´´ de mínimas A y B respectivamente.

Si nos movemos al 10000 clases T-51 a T-54 masculina vemos que la mínima de participación en el mundial es 20´20´´ y 21´00 tanto A como B pero decir en primer lugar que es una odisea para los atletas T-51 y T-52 realizar dichas mínimas, pues sus récords mundiales son de 36´29´´ y 25´59´´ respectivamente, además hace algunas temporadas que ningún atleta baja de 21 minutos en diez mil y que para conseguir la mínima A habría que batir los escalofriantes 20´25´´ que impuso Heinz Frei (Suiza) en la decada de los noventa. Para esta distancia la IAAF delimitó mínimas de participación de 27´47´´ y 28´12´´ y es que si siguiera el modelo de mínimas IPC tendrían que haber bajado de 26´55´´ para participar en el mundial y ello no lo hubiese realizado ningún atleta, ya que sólo en la cita berlinesa dos hombres bajaron de esa marca K. Bekele 26´46´´ y Z. Tadese 26´50´´, algo que deja evidente que dichos criterios necesitan una urgente revisión.

Mientras esperamos una decisión por parte del IPC me gustaría añadir brevemente que sólo mediante argumentos plasmados en papel y que sigan directrices de respeto y donde el diálogo sea la base para conseguir cambios que beneficien a todos los atletas, pues como ya se ha leído anteriormente todos los atletas desde las clases más bajas a las más altas, son afectados por dicho sistema. Espero que no te quedes cruzado de brazos y tengas tu momento de reflexión.

mas articulos en mi blog

¿Quiere motivar a los empleados de su empresa?

Conferencias Santiago Sanz

¿Quieres patrocinar a Santiago Sanz? contacte con nosotros:
contact@santiago-sanz.com

agenda

© 2008 Santiago Sanz. Another cool website by 80KV